lunes, 16 de abril de 2012

Final del día

Este es el mejor momento del día:
he abierto la puerta y tú me esperas
y sé que no volveré a salir
hasta mañana.

Dejo el abrigo en el armario,
me pongo las zapatillas ...
empiezo a sentirme de verdad en casa.

Poco a poco se acaba
el peso de la calle,
apenas un murmullo
que amortiguan las alfombras.

Tú me ayudas a desprenderme

de la ropa sucia,
del olor a frío,

de la vanidad.

Y te pregunto ¿me quieres?
y en tu silencio reconozco la respuesta:
no hace falta decir nada,
sigues aquí, conmigo.
Nada más necesitamos.

Me tocas la cara con tus bigotes.
Me llenas de pelo la ropa.
Me rompes el sofá con tus uñas.
Me lames con tu lengua de lija...
 
Acaricio tu piel de color vainilla
y olvido,
necesariamente,
tus pequeños pecados
y el enorme vacío del hueco de mi mano.

No hay comentarios:

Una gata curiosa a veces reflexiona

Una gata curiosa a veces reflexiona
mientras pasea por la calle Ancha

Dientes que león que volaron lejos o cerca ... ¿alguno te ha llegado?

El gato de Cheshire...

El gato de Cheshire...
o su sonrisa

Instituto Cervantes

Espéculo

Espéculo
Revista literaria

¿Alguien ha visto mi ratón?

¿Alguien ha visto mi ratón?
Si tienes gato, esto te puede pasar a tí

Si un perro salta a tu regazo es porque te aprecia...

Si un perro salta a tu regazo es porque te aprecia...
...pero si un gato hace lo mismo es porque en tu regazo se está caliente. A.N. Withehead

Dientes de león desde 7 de septiembre de 2010

Dientes de león

Dientes de león

¿Desde donde te trae el viento ... ?