sábado, 17 de octubre de 2009

Ceni

Dicen que por la noche todos los gatos son pardos.

Ella, sólo ceniza.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Vaya foto te ha salido Toñi, de chula y de claro ejemplo de tu amor por los gatos: aparte de Ceniza veo otros dos más en tan poquito espacio.

Un abrazo.
Gracia

jorge dijo...

Bien, ya conocemos a la ultima habitante de tu casa.

Es preciosa.

marisa dijo...

es una puta maravilla.. me encanta

Pepi dijo...

Toñi y no podríamos hacer algún arreglo entre esa gatita tuya tan preciosa y mi chicarrón rubio-blanco europeo, pedigrí no tiene, pero es bien majo. Un besito. Pepi.
Se me olvidaba la foto es una maravílla.

Tanakil dijo...

Jeje, veo que también le gustan las bolsas ;-) Muy guapa.

Edurne dijo...

Leche, ¡si es la mismísima BASTET! Para los igggggnorantes, la susodicha era una diosa egipcia que estaba asociada a la luna. Protegía lo nacimientos y a las embarazadas de las enfermedades y los malos espíritus. Vamos que era una diosa con muy buen rollo o eso pensaba yo hasta que la conocí personalmente. Ocurrió en una de mis vidas anteriores, cuando fui la prima segunda, por parte de padre, de Cleopatra, un zorrón tó sea dicho. Un día, yo paseaba por una de las maravillosas orillas del sagrado río Nilo, pensaba preocupada en cómo decirle a mi padre que estaba embarazada de Keops. Este era un pedazo de guerrero del ejército del faraón, con un pedazo de lanza alucinante, jajaja, nada que ver con el faraón Keops que era un tirillas ¿eh? Bueno, pues mi padre era un artesano tallador de sillares para pirámides, y de los buenos que estaba muy bien considerado en la época y ganaba una pasta, pero era bastante bruto y nada sensato, vamos que yo estaba acojonada. Sin darme cuenta pisé la cola de Bastet, la diosa-gato. La jodía intentaba ligar con un cocodrilo a orillas del río, era un poco masoquista la gatita. Como le corté el rollito tipo amor salvaje, me echó una maldición. Nada más verme se dio cuenta de que estaba embarazada, ea, para eso era una diosa ¿no? y me condenó a tener quintillizos. Ni te cuento el cabreo de mi padre cuando se enteró. Pero esa, es otra historia. De ahí viene mi... digamos, antipatía hacia los gatos, jajaja. Cabrona que fue la jodía gatuza, ni diosa y leches.

Besosssssss.

Toñi dijo...

Hola Gracia!!

Veo que te has fijado en el detalle de los gatos. Pues sí. La verdad es que estoy rodeada. Y eso que es la habitación de Víctor, donde no hay demasiados.

En fin, estoy un poco loca, creo.

Un beso ^^

Jorge:

Gracias en nombre de esa guapa gatita, que de verdad "en persona" es mucho mejor.

Hola Marisa!!

Qué alegría verte por aquí. Veo que estás mejor (de tiempo o de lo que sea, se te echa de menos)

Hola Pepi!!

A ver si me mandas una foto de Nito y la publico por aquí ¿vale?

Hola Tanakil!!

Parece que todos los gatos son así de curiosos y se meten en cualquier sitio. Ceni se mete en cajones, armarios ... uf, es tremenda. Y como es tan chiquitina, lo puede hacer, no como Ray, que es enorme.

Edurne:

Vaya cuento más chulo te ha salido. Me he divertido mucho con las veleidades de Bastet y sus amores cocodrílicos (frustrados, por suerte para ella)

En fin, que se te nota que eres una artista.

A todos, gracias y muchos, muchos besos.

Una gata curiosa a veces reflexiona

Una gata curiosa a veces reflexiona
mientras pasea por la calle Ancha

Dientes que león que volaron lejos o cerca ... ¿alguno te ha llegado?

El gato de Cheshire...

El gato de Cheshire...
o su sonrisa

Instituto Cervantes

Espéculo

Espéculo
Revista literaria

¿Alguien ha visto mi ratón?

¿Alguien ha visto mi ratón?
Si tienes gato, esto te puede pasar a tí

Si un perro salta a tu regazo es porque te aprecia...

Si un perro salta a tu regazo es porque te aprecia...
...pero si un gato hace lo mismo es porque en tu regazo se está caliente. A.N. Withehead

Dientes de león desde 7 de septiembre de 2010

Dientes de león

Dientes de león

¿Desde donde te trae el viento ... ?